Seguinos

Gremios

«Argentina no está preparada para dejar de percibir el IFE»

Aguiar exigió «terminar con las especulaciones, garantizar la cuarta ayuda y darle continuidad bajo la figura de salario universal».

el

Ante la incertidumbre generada por la posible llegada de un cuarto Ingreso Familiar de Emergencia (IFE 4), el secretario adjunto nacional de ATE, Rodolfo Aguiar, reclamó que «se ponga fin a todas las especulaciones y se garantice el cuarto pago» del programa que busca ayudar a los sectores más golpeados por la pandemia.

«La Argentina no está preparada para dejar de recibir esta ayuda y además se debe pensar de manera responsable que la misma se debe transformar en un salario universal», indicó el dirigente. Hasta el momento, 9 millones de personas cobraron este beneficio, de los cuales el 61% (5,6 millones) son desocupados o trabajadores informales y aún no se confirmó su continuidad para los últimos meses del año.

Aguiar señaló que «se debe pensar en una renta básica destinada al mismo universo de personas y cuyo monto sea por lo menos el del nuevo salario mínimo, vital y móvil», considerando que «aunque sea insuficiente, permitiría a millones de hogares salir de la pobreza y la indigencia». El gobierno ya oficializó una actualización del ingreso mínimo que pasará a ser de $21.600 en marzo.

«Tenemos que superar este tipo de medidas que significan un paliativo o tienen un efecto mitigante frente a aquellos sectores que vieron disminuir o desaparecer sus ingresos por incidencia de la pandemia, y estructurar políticas de ingresos reales que contribuyan a reactivar la economía y ponerle fin a los problemas estructurales de nuestro país como son la pobreza y la desigualdad», explicó el sindicalista. Según el Indec, con un aumento del 3,8% en la canasta básica, una familia tipo necesitó de $47.216 en septiembre para superar la línea de pobreza.

Paralelamente, el adjunto de ATE insistió en exigir un impuesto a las grandes riquezas de carácter permanente. «Por supuesto que tenemos que promover la inclusión laboral y la contraprestación de los beneficiarios de distintos programas, pero para ello resulta necesario producir transformaciones profundas en un sistema impositivo actualmente regresivo y empezar por aprobar el tributo sobre las grandes fortunas».

Aguiar resaltó que «este gobierno heredó una Argentina empobrecida y con una deuda externa ilegítima e inmoral», pero sostuvo que «la crisis existirá un largo tiempo y no creemos que la podamos superar si los interlocutores son sólo la UIA y la CGT».

Gremios

Para ATE, «el Impuesto a las Ganancias volvió como un impuesto a los pobres»

Una familia necesita $1.362.029 para no ser pobre, mientras que con el nuevo régimen el mínimo no imponible pasó a ser de $1.494.000 de bolsillo.

el

Luego de la restitución de la categoría más baja del Impuesto a las Ganancias a través del Decreto N° 652/24, el secretario general de ATE Nacional, Rodolfo Aguiar, cargó contra el Gobierno de Javier Milei. «Restablecieron Ganancias y el Presidente que se iba a cortar el brazo no se cortó ni una uña. Además, volvió como un impuesto a los pobres. A diferencia del régimen anterior, la brecha entre el costo de la Canasta Básica y el mínimo no imponible es ínfima», indicó.

«El régimen de recaudación impositiva experimenta un verdadero retroceso y además va a contramano de lo que pasa en el resto del mundo. Mientras a nivel global se discute un impuesto para a los grandes patrimonios, en la Argentina el paquete fiscal que se aprueba le quita peso tributario a los grandes patrimonios y le suma carga de impuestos a los trabajadores y jubilados», apuntó.

Según el último informe de la Junta Interna de ATE en INDEC, una familia necesita $1.362.029 para no ser pobre, mientras que con el nuevo régimen el mínimo no imponible pasó a ser de $1.494.000 de bolsillo. Es decir que apenas $131.971 separan la línea de la pobreza con el pago de Ganancias.

«Este es un tributo inconstitucional. Además, en esta nueva fase el número de estatales alcanzados es mayor. No sólo porque disminuye el mínimo no imponible, sino porque han quitado regímenes especiales como el diferencial de Zona Patagónica, que elevaba un 22% el piso imponible, y también porque se han eliminado deducciones. Por otro lado, luego de la reglamentación, en esta nueva versión claramente se afectan autonomías provinciales y municipales. La vigencia de normas locales que eximían parte del salario de los trabajadores han sido eliminadas», detalló el dirigente estatal.

El sindicato informó que más de 20.000 trabajadores de la Administración Pública Nacional pasarán a ser alcanzados por el gravamen, lo que representa casi el 16% de la planta, a lo que se les suman los empleados de organismos descentralizados como PAMI (12.600), ANSES (12.600), AFIP (21.600), Yacimientos Carboníferos Río Turbio -YCRT, el cuál se ve notablemente afectado por la eliminación del diferencial de Zona Patagónica- (2.000), entre otros. Además, se suman casi 30.000 trabajadores de las administraciones provinciales patagónicas que en su mayoría prestan servicios en el sector salud.

Ante esta situación, Rodolfo Aguiar evaluó que «sin la complicidad de las fuerzas políticas que levantaron la mano en el Congreso, y algunos sectores sindicales que miran para otro lado, se podría haber evitado el aumento de la regresividad del sistema tributario”. “Estamos cada vez más lejos de que en la Argentina paguen más impuestos los que más tienen. Deberían pagar más impuestos quienes mayor capacidad contributiva tengan», agregó.

«Vamos a convocar a nuestras instancias orgánicas no sólo para explorar la vía judicial, sino también para definir medidas de acción directa que nos permitan rechazar la imposición de este tributo absolutamente ilegal», concluyó el referente nacional.

Continuar leyendo

Gremios

Tras el rechazo de la última oferta salarial, el Gobierno convocó a UnTER a paritarias

Weretilneck y la ministra Campos analizaron el retorno a clases y anunciaron la continuidad de las negociaciones salariales con el gremio docente.

el

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, y la ministra de Educación y Derechos Humanos, Patricia Campos, mantuvieron un encuentro en el que analizaron el retorno al período ordinario de 225.061 estudiantes rionegrinos, pertenecientes a 978 establecimientos escolares.

En este marco, anunciaron la convocatoria del gobierno al gremio docente UnTER para una paritaria el próximo viernes (26/07). La pasada semana, en un Congreso realizado en Roca, el sindicato rechazó la última oferta salarial del Gobierno pero decidió no convocar a medidas de fuerza, lo cual fue considerado un buen gesto por parte de la cartera educativa, ya que la relación venía muy tensionada tras jornadas de paro y descuento en los haberes para los maestros que adhirieran.

Ambos funcionarios destacaron el normal inicio de clases en toda la provincia, «garantizando de esta manera el funcionamiento del sistema educativo provincial con los servicios de mantenimiento, insumos, transporte y alimentos en óptimas condiciones». Durante el receso escolar, se llevaron a cabo convenios de mantenimiento y obras menores en las escuelas. Sólo dos escuelas, entre ellas el CET N° 17 de Roca, no pudieron comenzar las actividades.

«El trabajo en mantenimiento es algo que nunca se termina, siempre se continúa trabajando. Pero cuando nosotros más podemos intervenir profundamente en las escuelas es durante los recesos, por lo que se estuvo trabajando fuertemente e interviniendo en todos los edificios para que estén abiertos y en condiciones para recibir a nuestros estudiantes, docentes y personal de servicio», explicó la ministra Campos.

A estos trabajos ya realizados, se suma la aprobación de obras en 18 municipios por una suma superior a 500 millones de pesos, que se desarrollarán en distintas localidades.

Continuar leyendo

Gremios

UnTER rechazó la propuesta del Gobierno pero no realizarán medidas de fuerza

De esta manera el lunes retornarán las clases con normalidad tras el receso invernal.

el

El Congreso de UnTER que se realizó en Roca resolvió rechazar por insuficiente la propuesta salarial del Gobierno de Río Negro. No obstante, las Seccionales del sindicato docente decidieron no llevar a cabo medidas de fuerza.

De esta manera, a pesar del rechazo a la oferta salarial, el gremio no realizará paro el próximo lunes (22/07), moción que habían llevado algunas Seccionales al Congreso. Por ende, el regreso a las clases se dará con normalidad tras el receso invernal.

UnTER ahora espera una nueva convocatoria a paritarias para acordar un nuevo aumento salarial para los docentes.

Por su parte, ATE y UPCN, en el marco de las negociaciones en la Mesa de la Función Pública, si aceptaron las condiciones ofrecidas por el Gobierno rionegrino.

Continuar leyendo
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement